Puede la política actual atraer a los más jóvenes

La política no cuenta en ninguna de las prioridades de los jóvenes en la actualidad. Por lo que cada día es menor el número de los que se involucran en la misma, quizás es que ya nos les interesa la democracia. Tal especulación se puso en el tapete ante un coloquio que se llevó a cabo en Lucerna en el que muy pocos jóvenes y adultos alcanzaron responder tales cuestionamientos o quizás aportar alguna iniciativa de solución.

Este se trató de un encuentro organizado bajo una premisa bastante optimista: “La democracia se aprende”. Pero, tras notar la manera en la que se incrementa el racismo, el egoísmo, la violencia y el abstencionismo, lo único que se puede constatar es que la realidad de los comportamientos no se corresponden a dicho deseo. En tales debates lo que se pretendía era mostrar que es posible enseñar la democracia,pero también que se puede aplicar dicho aprendizaje en la práctica.

La democracia a través de la formación

De acuerdo al Consejo de Europa, la educación en materia de democracia resulta esencial cuando se trata de garantizar una sociedad libre, tolerante y justa. La institución hace una recomendación a sus Estados miembros y es la de invertir mayormente en la formación. Y en ello, tanto políticos, como pedagogos, educadores, asociaciones de padres de familia o estructuras paraescolares comparten ese mismo punto de vista.

Durante los últimos 5 años en el curso diferentes expertos del Consejo de Europa han volcado su atención hacia el fortalecimiento de la educación de los jóvenes y además de los adultos en lo que se refiere a la ciudadanía, de manera de encontrar una respuesta a cómo interesar a los jóvenes en política. Dicha actividad se encuentra dentro de un proyecto que el Consejo de Europa lanzó sacó a la luz en 1997 bajo el nombre de “Educación de la ciudadanía democrática”.

Estudios comparativos

Este coloquio en Lucerna solo quiso que se facilitara la introducción del proyecto en Suiza. En el mismo la intervención del profesor Fritz Oser, quien es Catedrático de la Universidad de Friburgo, logró causar gran sensación. El mismo presentó los resultados de un estudio comparativo que se realizo sobre la formación política, en este tomaron parte unos 90.000 jóvenes que eran mayores de 15 años alrededor de 28 países, dónde 31.000 de ellos eran de nacionalidad Suiza.

En el estudio resalta que los jóvenes suizos se encuentran conscientes de lo que, la democracia favorece y de lo que no. “Eso da una imagen que, en conjunto, es preocupante: la juventud no es apática, es ignorante”, señala el catedrático de la Universidad de Friburgo. En nuestros días es posible obtener el bachillerato sin haber hecho al menos un exámen de historia, y ello se debe a que se trata de una rama facultativa.

Tal situación nos plantea un gran problema, ya que si se pierden todos los lazos con los orígenes, nada podrán conocer de sus raíces”, sentencia Fritz Oser. Es así como la sugerencia de los expertos es abogar por que sea abierta “una ventana” hacia la enseñanza de la democracia en los programas escolares.