En la actualidad se continúa implementando la política del agua

Automáticamente cuando se habla o menciona la política se hace referencia a los objetivos que vienen de la mano con ella, como lo son los objetivos a largo plazo o también llamados fines, así como los objetivos a corto o mediano plazo. En la actualidad la política del agua y todo lo que hace referencia a las actividades de cuidado y mantenimiento son de mucha importancia, creándose nuevos tratados y normas que buscan la utilización eficiente, el tratamiento responsable con el ambiente y la menos contaminación posible que ayude a mantener los sistemas de la mejor manera posible. Para los usuarios muchas veces simplemente significa el tener calderas en terrassa o un filtro en el hogar, pero a nivel macro puede tener un impacto mayor.

Las políticas de agua tienen como objetivos en la Unión Europea básicamente la protección y uso sostenible del agua y los ecosistemas que estén asociados. Es una política tanto de carácter ambiental como una política sectorial para el suministro de un recurso necesario en las diferentes actividades económicas. Si no se gestionan los recursos hídricos de manera responsable se pueden tener consecuencias devastadoras que afectarían a muchas personas a nivel mundial. Según los análisis del año pasado de las Naciones Unidas, el desarrollo de los recursos hídricos destaca como una brecha entre la demanda y oferta creciente que puede ser fuente de conflictos.

El Foro Económico Mundial se encargó de evaluar las crisis por agua a nivel mundial, teniendo resultados alarmantes ya que son más peligrosas que un declive financiero o un atentado terrorista, siendo a la vez más probable que un incidente con armas para la destrucción masiva. El centro de estudios Strategic Foresight Group se ha encargado de mostrar la importancia de una buena gestión del agua. Un ejemplo de la falta de cooperación regional es el Oriente Medio y Siria, Turquía e Irak continúan compitiendo por cada metro cúbico de los ríos Eufrates y Tigris, se podría decir que en vano porque ninguno ganó.

Parte importantes de las cuencas en los ríos están bajo el control de actores no estatales, haciendo que la escasez del agua agrava la crisis de refugiados en la región, lo que se puede tomar como un buen ejemplo de mala administración. En estos países se ha planteado crear una organización supranacional, que puede servir para la elaboración de estrategias que traten el manejo de sequías, desarrollo de criterios comunes que colaboren en la supervisión de flujos fluviales, coordinación de esquema de cultivos y la puesta en marcha de numerosos planes para la inversión y creación de oportunidades económicas, junto al desarrollo de tecnologías en el tratamiento del agua.

Como parte de los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la ONU, la comunidad internacional se comprometió a garantizar y mejorar la disponibilidad del agua, teniendo una gestión sostenible y un saneamiento para todos. Quienes forman parte en los asuntos hídricos no solo participan en las reuniones, sino que se deben involucrar en la planificación de proyectos de infraestructura, desarrollo de estrategias contra el cambio climático, protección de la calidad en los recursos del agua y demás temas que afecten a las poblaciones en peligro.